El gran misterio que envuelve a Agustín Pantoja 25 años después

La vida de Agustín Pantoja ha sido objeto de muchas especulaciones, pero aún no se ha resuelto el misterio. Su carrera musical comenzó en los años 80. Canciones como ’Príncipe azul’ y ‘Fantasma tu’ llegaron a ser éxitos reconocidos mundialmente.

Laura R. Patermann
Periodista
14 de Abril de 2024
https://youtu.be/hQtGnMZPZCM?si=tOecvgkBdKfrNsLz

Después de publicar 8 álbumes, conseguir dos discos de oro y tras la publicación del que es su último disco hasta el momento, “Mira cómo es”, se fue alejando paulatinamente de los escenarios. 

En el programa ‘Viva la vida’ se dio a conocer la verdadera relación de Agustín Pantoja con el cantante mexicano Juan Gabriel. Fue Kiko Rivera el que insinuó que su tio no había sido nunca feliz y que por esto era un “amargado”.

Agustín Pantoja y Juan Gabriel mantuvieron una amistad muy “cercana”. Los presentó Isabel Pantoja en el año 1988 y desde aquel momento acudían a fiestas e incluso Agustín se quedó a vivir durante una larga temporada en México.

Por su parte Juan Gabriel hizo todo lo posible para ayudar a Agustín en su carrera musical. Se trasladó a España y alquiló la finca contigua a Cantora, pero a pesar de todo esto la relación no cuajó y se alejaron. Nunca más volvieron a saber el uno del otro.

Desde entonces Agustín Pantoja ha sido el apoyo de su hermana y hasta la muerte de Doña Ana, también cuidaba de ella. Ha apoyado a su hermana en los buenos y malos momentos, son inseparables.

Kiko Rivera demandó a su tío Agustín donde lo acusaba de manipular y ser desleal con su hermana. Isabel Pantoja no dudó ni por un momento en apoyar a su hermano y manifestó delante del juez que Agustín era la única persona que tenía cerca y confiaba en él plenamente.

Agustín Pantoja dejó su carrera musical por su familia. En el año 2015 dejó de ser considerado personaje público después de que el mismo instaurara una demanda para obtener una sentencia judicial, ya que no deseaba ser más asediado por la prensa. Su vida personal sigue siendo un misterio.